Exhibición de presos políticos evidencia deterioro de condición física

A criterio de la abogada Orieta Benavides, no existe un argumento jurídico que justifique la presentación de los presos políticos, más cuando ya fueron juzgados y sentenciados.

  • 9:30 pm
  • Ago 30, 2022
presos políticos Nicaragua
República 18

El régimen de Nicaragua este martes 30 de agosto exhibió a algunos presos políticos que mantiene en la Dirección de Auxilio Judicial, mejor conocida como “El Nuevo Chipote”, un día después que sus familiares denunciaran un agravamiento en las condiciones físicas y psicológicas.

Los medios de propaganda al servicio de la dictadura, presentaron a Walter Gómez, Marcos Fletes y Pedro Velázquez, tres exfuncionarios de la extinta Fundación Violeta Barrios de Chamorro, secuestrados en 2021 y condenados por el supuesto delito de lavado de dinero.

También presentaron a los ex aspirantes presidenciales, Miguel Mora, Medardo Mairena y Juan Sebastián Chamorro; a los líderes estudiantiles Max Jerez y Lesther Alemán; al expresidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), Michael Healy; además al politólogo José Antonio Peraza.

Presentación sin argumentos jurídicos

A criterio de la abogada Orieta Benavides, no existe un argumento jurídico que justifique la presentación de los presos políticos. El régimen señaló que se presentaron ante el Tribunal de Apelaciones de Managua para “una audiencia informativa” sobre los recursos de apelación interpuestos por sus abogados defensores.

Leer más: UNAMOS: «Ortega asfixia a Nicaragua»

“Eso no existe, porque si hubieran, desde la detención de cada uno se les hubiera puesto en conocimiento que había una investigación. Pero en muchos de los casos, hubo ocultamiento de la información del estatus legal que tenían y se llevaron a audiencias sin avisarles qué tipo de audiencia sería”, señaló Benavides.

La abogada expuso que no tiene sentido, cuando ya fueron juzgados, sentenciados y ya han recurrido de casación ante la Corte Suprema de Justicia, que tengan que acudir a una audiencia ante el tribunal de apelaciones.

El líder estudiantil Lesther Alemán, presentado en el Tribunal de Apelaciones.

“No hay sentido jurídico y lo que veo es que persiste la violación a los derechos procesales, porque debieron haber notificado previamente a los abogados defensores para que llegaran a la audiencia, pero vemos que no hay defensores”, expresó Benavides.

Le puede interesar:Obispo Rolando Álvarez cumple 12 días detenido bajo un sumario de ilegalidades

Se desconoce veracidad de las fotografías

Benavides señaló que, aunque los medios de propaganda oficialista hayan presentado imágenes de los presos políticos, no existe certeza de que sean actuales.

“No podemos saber con exactitud si esas imágenes corresponden a hoy en día, pero si es evidente el deterioro en la condición física de cada uno de los presos políticos que han mostrado. Ese deterioro tiene mucho tiempo, tomando en cuenta desde cuando están en cautiverio en condiciones inhumanas”, señaló.

Walter Gómez, exfuncionario de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro

Preocupación por agravamiento de condiciones físicas de presos políticos en Nicaragua

Los familiares de presos políticos denunciaron este lunes, que las autoridades de Auxilio Judicial redujeron la ración de alimentos y que las condiciones han empeorado.

“No están haciendo las entregas completas. El 30% de las entregas no las está recibiendo y nosotros procuramos que él reciba todos los días sus bebidas. Hacen sentir a nuestros familiares que no les llevamos las cosas, cuando en realidad si se le llevan” dijo Raity Larios, hija del preso político Francisco Larios, en una conferencia de prensa.

Además, Ana Lucía Álvarez, hermana de la presa política Tamara Dávila, aseguró que previo a las visitas, les incrementan las raciones de arroz en la comida para “aparentar que no han perdido peso”.

De acuerdo al Mecanismo para el Reconoconocimiento de Persosas Presas Políticas de Nicaragua, en «El Chipote», 6 mujeres y 45 hombres reos de conciencia del contexto de 2018 permanecenen en celdas de reclusión diferenciada de castigo, aislamiento o máxima seguridad. Entre ellos hay dirigentes opositores, estudiantiles, campesinos, empresarios, periodistas y profesionales independientes, incluyendo a siete disidentes que aspiraban a competir por la Presidencia en las elecciones generales de noviembre pasado.